cali
El desalentador inicio de año que viven las víctimas de la pólvora en Cali

El desalentador inicio de año que viven las víctimas de la pólvora en Cali

“Lo único en lo que podía pensar era en poder llevar a mi hijo lo más pronto posible al hospital y esperar que los médicos pudieran hacer algo para salvar su mano”, así relató Francia Vivas el momento en que su hijo, Kevin Andrés Tejedor de 13 años de edad, era trasladado a la Clínica Imbanaco la noche del pasado 7 de diciembre.

El pequeño habría sido víctima de la explosión de un ‘tumbarrancho’ en su mano derecha, mientras celebraba la Noche de Velitas en el barrio Terranova en Jamundí.

La historia de Kevin no se diferencia mucho de los 32 casos de menores de edad quemados por pólvora en el Valle del Cauca durante esta temporada decembrina, él habría actuado por el ejemplo de los adultos y se sintió con la capacidad de hacerlo delante de sus amigos de la misma edad.

“En mi hogar nunca hemos estado de acuerdo con el uso de la pólvora, y el niño lo sabía, pero en pasadas ocasiones sí había visto cómo otros familiares lo hacían. Esa noche estábamos aquí en la casa y en un momento en que me descuidé se me salió como a dos cuadras con otros niños. Supe después que sus amigos tenían el explosivo y le dijeron que lo encendiera él, por ser el mayor, y así lo hizo. Sin tener tiempo de tirarlo al suelo, este le explotó en la mano”, relató la mujer.

A modo de reflexión, esta madre hace un llamado a la conciencia, menciona que hacen falta campañas de educación sobre las consecuencias de la pólvora, pues abunda la desinformación sobre las consecuencias y de ahí nace la falta de control sobre la venta de estos artefactos pirotécnicos.

“Esta es una experiencia muy difícil de superar para una familia. Aunque su mano no será la misma, gracias a Dios Kevin no perdió los dos dedos que iba a perder, pero esta no es la suerte de todas las personas”, dijo la mujer.

Al relato de Francia se suma el testimonio del Secretario de Salud Departamental, Alexander Durán, quién expresó sentirse muy impactado por uno de los siete casos registrados en la capital del Valle la noche de fin de año.

“Una niña de 13 años de edad que perdió su cuarto dedo y la palma de su mano se vio muy comprometida por la explosión de un ‘volador’. Esta es una joven que tendrá una discapacidad permanente para enfrentar su vida laboral y personal como profesional y futura madre.
Desafortunadamente la pólvora enseña con dolor y desazón”, expresó el funcionario.

Según informó Durán, Cali lidera la cifra de quemados en el departamento con 31 lesionados por pólvora de los cuales 13 fueron menores de edad. Sin embargo, en comparación con el 2015, cuando se registraron 54 casos, hoy se presenta casi el 50% de reducción de quemados.

Lea también: Al menos ocho personas lesionadas por pólvora tras noche de Año Nuevo en Cali

“Esto es muestra de que sí se pueden cambiar los indicadores y no fue un logro de la Administración, sino de la voluntad de la ciudadanía que decidió escribir otra historia”, señaló el Secretario.

El último informe de la Secretaria Departamental de Salud del Valle del Cauca, indicó que, hasta este martes, la temporada descembrina 2017 -2018 dejó un saldo de 72 lesionados por pólvora, 40 adultos y 32 menores de edad.

En la entrega de este balance, la gobernadora encargada del Valle del Cauca, María Cristina Lesmes, señaló que estos casos se registraron en 18 municipios del departamento.

“Las lesiones más importantes se relacionan con pérdida de falanges de las manos, que disminuyen la fuerza laboral. Además, se reportaron quemaduras en todas partes del cuerpo y la pérdida de una retina en un ojo”, explicó Lesmes.

Algunas cifras

Según el Instituto Nacional de Bienestar familiar, ICBF, en el último mes se instauraron 21 denuncias penales contra padres de familia por menores quemados con pólvora en Colombia.

El ICBF comprobó que 12 niños perdieron dedos de sus manos, nueve presentaron daño ocular, tres tienen trauma auditivo y otros nueve tuvieron intoxicación. Por esta última causa, uno de los niños murió en el Magdalena.

Dentro de los afectados por pólvora durante esta temporada decembrina en el Valle se registró: 1 lesionado en los municipios de El Águila, Sevilla, Ansermanuevo, Pradera, Bugalagrande, La Victoria, Dagua y La Cumbre; 2 en Cartago y Yumbo; 3 en Buga, Tuluá y Palmira; 4 en Jamundí; 5 en San Pedro y Candelaria, 6 en El Cerrito y 31 en Cali.

VER COMENTARIOS

  Continúa Leyendo




Powered by