colombia

"No hemos ganado la guerra contra las drogas, ni la estamos ganando": Santos

“Estoy convencido de que llegó la hora de cambiar de estrategia. Llegó la hora de buscar la forma de golpear con más eficacia los eslabones más fuertes de la cadena –los que lavan activos y producen insumos–, en lugar de seguir persiguiendo a campesinos cultivadores o a los mismos adictos”.

Así lo planteó el presidente Juan Manuel Santos al intervenir ante la Asamblea  este domingo en Lisboa, como parte de su Visita de Estado a este país europeo.

Lea también: Santos firma en Portugal declaración para ampliar relaciones comerciales

En su discurso, el Jefe de Estado consideró que el conflicto colombiano hubiera terminado mucho antes si no hubiera sido por el combustible que significa un problema para Colombia y para el mundo entero: el narcotráfico.

“El negocio de las drogas ilícitas está detrás de la violencia, la corrupción y el crimen en casi todo el planeta, y tenemos que reconocer que la llamada Guerra contra las Drogas –que lleva medio siglo– no la hemos ganado ni la estamos ganando”, sostuvo.

Al hablar como “representante de una nación que ha sido tal vez la mayor víctima de este negocio sangriento”, el Mandatario dijo que en Colombia el negocio del narcotráfico financió a las guerrillas y a los paramilitares, y “nos arrebató a muchos de nuestros mejores” soldados, policías, jueces, periodistas y líderes políticos.

Al concluir su discurso, el Presidente de Colombia consideró que Portugal es un ejemplo en el tratamiento del problema de las drogas desde una aproximación humana y de salud pública, y que “ese es un modelo que el mundo debe mirar con interés”.

"El reto es construir la paz en las mentes y los corazones de los colombianos"

En Lisboa, el Presidente además se refirió a los retos del posconflicto tras el fin del conflicto con las Farc. “Nos queda el inmenso reto de construir la paz en las mentes y los corazones de los colombianos, acostumbrados por tanto tiempo a odiar, a buscar la venganza”.

El Mandatario se refirió a las víctimas, quienes se convirtieron en las mayores impulsoras del proceso de paz.

“Las víctimas nos enseñaron, y nos siguen enseñando cada día, que es posible perdonar, que es posible ser generosos, que es posible abrazar la reconciliación”.

Santos  instó a la sociedad colombiana a reconocer y aceptar al otro en sus diferencias, una verdad universal que para las generaciones futuras puede convertirse en un reto.

“Ese es hoy nuestro mayor desafío como sociedad: aprender a reconocer al otro, aprender a convivir dentro de la diferencia”, sostuvo.

Del mismo modo, expresó que la búsqueda de la paz se logra “si obramos desde una perspectiva humana más amplia e integral, que nos permita comprender las motivaciones ajenas y apoyar a los que más necesitan ayuda”.

Finalmente, el Presidente Santos agradeció el apoyo que Portugal le ha brindado al proceso de paz y al posconflicto.

“Es el momento para agradecer a este país su apoyo decidido y permanente a nuestro proceso de negociación, y su respaldo a esta fase desafiante que estamos viviendo ahora, que es la de la consolidación de la paz”, puntualizó el Mandatario.

VER COMENTARIOS

  Continúa Leyendo




Powered by