contenido premium
¿Qué hay detrás de la ola de amenazas e injurias en Twitter?

¿Qué hay detrás de la ola de amenazas e injurias en Twitter?

Una mujer que se pregunta “¿cómo es que nadie en alguna multitud ha sido capaz de meterle un balazo?” al ex presidente Álvaro Uribe. Un hombre que, arma en mano, amenaza en video a los seguidores de Gustavo Petro diciéndoles: “Bandido que se me atraviese el domingo de la Primera Vuelta le meto un tiro a ese HP”.

¿Qué está pasando en Twitter? ¿Por qué una popular herramienta de comunicación del mundo digital está convertida hoy en gran medida en una alcantarilla de odios atizados por la situación política?

El problema ha crecido tanto, que hoy Twitter es espacio de recolección de pruebas para quienes investigan delitos como calumnia, injuria y otros relacionados con la incitación a la violencia.

Lea también: 'Los agarrones en redes sociales por el voto en blanco de Fajardo y De la Calle'.

En el caso de la usuaria que habló del “balazo” a Uribe la Fiscalía empezó a indagar el caso por el delito de instigación a delinquir agravado.
Twitter es una red de ‘microbloggin’ que fue creada hace apenas doce años y hoy cuenta con 332 millones de usuarios en todo el mundo.
Aunque inicialmente fue más un espacio de socialización, la utilización intensiva de esta plataforma por parte de los medios de comunicación, que la convirtieron en un nuevo canal de distribución de noticias, cambió su naturaleza para siempre.

"En Twitter se puede debatir y discutir, pero hay que bajarle los ánimos en época electoral y no
llevarlo al extremo con insultos",
Mauricio Guerrero Caicedo
Docente de Sociología y experto en redes sociales.

De la mano de la avalancha de información vino también la de opinión. Y ‘ahí fue Troya’.

“Hoy Twitter es una red social donde se demuestran agresiones, odios y pasiones”, asegura de forma contundente el docente de Sociología de la Universidad Icesi, Mauricio Guerrero.

Explica que esta red social se utiliza sobre todo para participar en la escena política y “es muy pasional”. “Los insultos y amenazas se deben a que las ciudadanías digitales no tienen códigos de comportamiento y se desbordan en ese tipo de sentimientos negativos”.

Pero, agrega, hay quienes se aprovechan de ese ambiente de hostilidad para sacar réditos. “Es el caso de alias ‘Popeye’, porque él sabe que lo que diga va a impactar en la opinión pública”, agrega el sociólogo.

Jhon Jairo Velásquez, ex sicario de Pablo Escobar y reconocido con el alias de ‘Popeye’, amenazó al candidato presidencial de la Colombia Humana, Gustavo Petro, y a sus seguidores.

“Malditos petristas. Denuncien mi tweet. Los odio. Si no me puedo expresar, mi fusil hablará por mí, cuando empiece el dolor y el llanto no lloren que no habrá compasión”, fue solo uno de sus comentarios.

Es por eso que el senador del Polo Democrático, Iván Cepeda, denunció ante la Fiscalía a ‘Popeye’, por al menos seis delitos: apología del genocidio; hostigamiento por motivos de raza, religión, ideología, política, u origen nacional, étnico, o cultural; injuria; calumnia; amenazas, e instigación a delinquir.

Lea también: ''Matador' regresa a redes sociales tras ausentarse por amenazas en Twitter'.

Al respecto, el periodista y experto en redes sociales, Víctor Solano, advierte: “Si se llegan a tipificar delitos como la injuria, la calumnia o el acoso, cualquier ciudadano está en su derecho de aportar las pruebas a la justicia para interponer los recursos legales sin importar si esas amenazas vienen de Twitter”.

"Cuando uno tiene una cuenta de Twitter, hay que saber que se tiene una gran responsabilidad por el contenido que se publique o que retuitee. Ya estamos enseñando a tener cuidado",
Mauricio Guerrero,
Sociólogo.

Por eso Alexander Giovanni Rangel, investigador del grupo de Delitos Informáticos del CTI, advierte que antes de publicar o tuitear, “se debe analizar cada palabra e imagen, con el objetivo de no estar inmerso en una dificultad judicial”.

Asegura que cualquier mensaje publicado que atemorice, que cause alarma, zozobra o terror a una persona, familia o comunidad incurrirá en un delito y en estos casos “rastreamos el origen del mensaje amenazante y se toman medidas”.

Solano concluye que muchas personas “quieren exponer en Twitter y Facebook cosas que no se atreven a hacer con tanta vehemencia en el plano analógico, se escudan en el anonimato y sacan su versión más hostil. Y eso quiere decir que somos una sociedad altamente polarizada”.

Tips

No acceder a vínculos de personas que uno NO conoce.

Toda la información que publiques es pública , cualquier persona puede leer dicho contenido; antes de publicar analice la información.

Realice una Configuración adecuada de Privacidad de su perfil.

No hacer clic sobre cada uno de los enlaces que son publicados debido a que dichos enlaces pueden contener software malicioso.

Verifique si los perfiles tienen una descripción detallada, pueden ser cuentas falsas o spam.

Las burlas o bullyng en la red, se puede configurar en varios delitos penales.

Publicar información que falta a la verdad de otras personas en alguna red social puede ser delito de Injuria y Calumnia

Datos

La empresa experta en estrategias de comunicación Kreab Colombia analizó el movimiento de los dos candidatos presidenciales de la segunda vuelta.

Por un lado Gustavo Petro tiene más de 3 millones de seguidores, mientras que Iván Duque tiene 369.000.

Sin embargo “aunque las cifras en tamaño son muy superiores las de Petro en comparación a Duque, el segundo tiene mucho menos exposición pública como candidato”.

El 27 de mayo en primera vuelta presidencial ambos candidatos tuvieron la mayoría de búsquedas en Google.

VER COMENTARIOS

Queremos que siga disfrutando de los mejores contenidos. Es muy fácil:

Regístrese aquí

¿Ya está registrado?

  Continúa Leyendo





Powered by