entretenimiento

'Piroberta' regresa a la pantalla grande con 'Operación humor'

El humorista caleño Julián Madrid, más conocido como ‘Piroberta’, regresó a la pantalla grande y en una historia que tuvo como escenario principal el Valle del Cauca.

Esta producción llegará a las salas de cine el próximo 16 de marzo para poner a reír a los colombianos con una historia, que tiene varios apartes de la vida de Julián, como es el caso de una motocicleta con la que partió de Cali para hacer su sueño realidad.

Después de cumplir 17 años en este mundo del humor, Julián regresa al cine con este nuevo filme y no es la primera vez que protagoniza. Su debut fue en ‘El Coco’, la película colombiana más taquillera en el 2016 con 1’554.000 espectadores.

Fue rodada en Palmira y Cali y cuenta con la participación de otros humoristas de la región como ‘La Bruja Dioselina’, ‘Chuki Manuel’, ‘El Gordo Leo’, ‘El teniente Rincón’ de los siameses y Kenny Astudillo. Esta última hace el papel de la amiga incondicional de Piroberta.

Todo comienza cuando la abuela le regala a Piroberta una motocicleta de dos colores: rosado y óxido, “que parece un afrodisíaco porque en cada esquina se para”, bromea Julián.

Y continúa con la trama: “Piroberta dice que con esta moto va a conseguir el sueño americano pero cuenta con tan mala fortuna, que la deja mal parqueada en un sitio y se la llevan para los patios.

Ahí empieza la travesía por intentar recuperarla, como sea, aunque vale más el parte del tránsito que lo que cuesta el vehículo. En esa búsqueda, Piroberta acude a la ‘Bruja Dioselina’, quien termina estafándola. Además de ser una historia chistosa, lo mejor de todo es que es una película familiar para que vayan desde los más pequeños hasta los más grandes”.

Lea aquí: ''Logan', el mejor estreno del año en las taquillas de EE.UU.'

Julián recibió la propuesta de una productora que vio su participación en ‘El Coco’ y lo llamó para que hiciera parte de ‘Operación Piroberta’. “Les conté que cuando arranqué en el humor en Sábados Felices me fui desde Cali hasta Bogotá en moto, en una C70 (Honda), para realizar mi sueño americano de ser comediante. La historia de motocicleta les gustó mucho y la adaptaron a la película. Después se dio oportunidad de que Dioselina llegara a la producción, luego ‘Chuki Manuel’ y los otros humoristas se fueron sumando, así nacieron más ideas y ya el guionista le dio forma a esta película”.

Él dice que ahora su sueño americano es escalar cada día. “Todos los días se aprende algo y el público te va exigiendo más. Ya hay unos proyectos que están cuadrados como la grabación de ‘El Coco 2’ en mayo, y en junio estaré rodando ‘Operación Piroberta 2’, ya están los guiones de ambas películas”, revela.

Lea también: 'Carlos Vives y su nuevo homenaje al poeta Rafael Pombo'.

Dice que se pasó a la pantalla grande “porque en la pequeña ya no cabía, por gordito. Aunque me dicen que no es que esté gordito sino pasado de bueno. Yo tengo la chocolatina solo que en forma de kinder sorpresa”.

Luego, ya en serio, invita a la gente que si tiene un sueño, den todo para cumplirlo. “En esta vida todo es de perseverancia y si uno le apuesta a algo, téngalo por seguro que algún día lo va a conseguir”.

Y es que aunque Julián se graduó como arquitecto en la Universidad San Buenaventura de Cali, carrera que alternó durante dos años con el humor y fue esa vocación por hacer reír la que pudo más. A su familia no le causó mucha gracia. “Al principio no estuvieron de acuerdo. A mi papá, quien me pagó una carrera tan costosa, le dio muy duro”, dice.

Cambiaron de opinión cuando se coronó campeón de Sábados Felices y logró que lo vincularan al elenco. “Cuando llegué al programa nunca había hecho humor en público. Yo solo contaba chistes porque mi papá lo hacía, de él heredé la vena artística, y de mi mamá, la vena várice. No, en serio, ellos son todo para mí, porque me dieron la bendición para poder hacer reír a los colombianos, para hacerlos felices”.

Cuenta que hasta su frase célebre se dio sin planearla: “Antes, en ‘Sábados Felices’ yo salía bailando el pedacito de una canción entre siete y diez segundos. Un día cambiaron al sonidista y el nuevo no sabía que yo bailaba ese tiempo. Salí y bailaba y la gente aplaudía, pero casi me bailo todo el álbum y él no paraba la música. Cuando ya le bajaron a la música, exhausto ya, dije: ‘¡Ayyy! Me cansé” y la gente se rió muchísimo, y la convertí en mi frase”.

Actuar no ha sido fácil: “Soy empírico, no soy actor, sé hacer humor. Actuar es otra cosa y mucho más en cine. Exige mucha concentración, porque se graba a una sola cámara y el director dice: ‘vamos a hacer siete u ocho planos’ y todas las repeticiones deben ser con la misma intención, los mismos movimientos y las mismas palabras, hay que estar concentrados en cada plano para cada escena”. Por eso no descarta formarse como actor.

Él, quien considera que ‘un día que uno no ríe, es un día perdido’, asegura que Colombia, un país tan permeado por la guerra, está ávido de humor, y que los colombianos lo utilizan como válvula de escape: “La gente busca una película donde se pueda reír, desestresar por una o dos horas”.

Operación Piroberta, en breve:

Título original: Operación Piroberta.
Género: Comedia.
Duración: 93 minutos.
Director: René Castellanos.
Actores: Julián Madrid (Piroberta), Gustavo Villanueva (Dioselina), Jose Luis Mesa (Chuky Manuel).

Piroberta planea irse a Estados Unidos en su moto nueva, pero debido a una infracción se la meten a los patios. Debido a la bruja Dioselina y a la torpeza de Piroberta, esta solo se meterá en problemas.

VER COMENTARIOS

  Continúa Leyendo




Powered by