Judicial

Crece el rechazo por hostigamiento a periodistas de El País

Marzo 10, 2017 - 12:56 a.m. Por:
Redacción de El País

Voces de rechazo surgieron de diversos estamentos tras la agresión de la que fue víctima un equipo periodístico de este diario, por parte de un grupo armado, que se identificó como el ELN, cuando realizaba un reportaje sobre cultivos ilícitos en Huisitó, zona rural de El Tambo, Cauca.

El periodista Hugo Mario Cárdenas López, el fotoperiodista Oswaldo Páez Fonseca y el conductor Octavio Villegas Salinas fueron amedrentados por los supuestos insurgentes, vestidos de civil y armados con pistolas y fusiles, quienes los retuvieron y les quitaron pertenencias y equipos de trabajo.

La Fundación para la Libertad y Prensa, Flip, expresó su preocupación por estos hechos y le exigió “a la Fiscalía General de la Nación que se adelanten las investigaciones para sancionar a los responsables. Teniendo en cuenta la difícil situación de orden público en la zona y el trabajo periodístico que adelantan los reporteros de El País, la Fundación le solicita a la Unidad Nacional de Protección (UNP) que se inicie el estudio de nivel de riesgo para determinar la situación de seguridad de los periodistas”.

"Lo sucedido no debería repetirse en ninguna parte de Colombia. Esperamos del Gobierno la mayor protección para el ejercicio de nuestra profesión"
Alfonso Ospina
director de Colprensa.


Además, hizo “un llamado al gobierno nacional para que, a través de los delegados de la mesa de negociaciones con el ELN, le exija al grupo armado un pronunciamiento público aclarando los hechos”.

El senador y miembro del equipo negociador con el ELN, Roy Barreras, expresó que esta agresión es inaceptable. “En la guerra lamentablemente se presentan hechos que coartan la libertad de prensa, por eso estamos tratando de pararla, con la negociación con el ELN. Y les exigimos que den muestras de sus deseos de paz y cumplan con su deber de respetar la libertad de prensa. Lo ocurrido con los periodistas de El País debe ser tratado en Ecuador”.

Anoche, el Equipo de Paz del Gobierno delegado para los diálogos con el ELN, en Quito, Ecuador, se pronunció a través de su cuenta en Twitter: “Condenamos actos contra libertad de prensa como sucedió con periodistas de @elpaiscali. Paz se construye con información veraz y transparente”.

"Hago un llamado al ELN, si se confirma que fueron sus hombres, para que reflexionen sobre lo sucedido. Los periodistas tenemos la responsabilidad de cubrir lo que sucede en sitios como este"
Olga Behar
periodista y docente universitaria.


Por su parte los directivos, periodistas y empleados de El País dieron a conocer un comunicado en el que hacen un llamado “a las autoridades para que investiguen los hechos y a la cúpula del ELN para que aclare los mismos. Situaciones como esta, que impiden el cumplimiento de la labor informativa y por ende coartan a los colombianos su derecho a estar informados, no se pueden repetir (...) El País considera esta agresión una amenaza contra la libertad de prensa y de libre movilidad, protegidas por la Constitución Nacional, por parte de un grupo ilegal, que en este momento se encuentra en diálogos de paz con el gobierno colombiano”.

La Defensoría del Pueblo en su cuenta de Twitter, rechazó la “retención de equipo periodístico de El País por hombres armados”.

Entre tanto, la directora de Andiarios, Nora Sanín, manifestó su rechazo ante lo ocurrido con los periodistas. “Quiero expresar mi preocupación ante estas actuaciones de grupos armados. Si llega a confirmarse que se trate del ELN, que se encuentran en un proceso de negociación, este grupo debe entender que para poder ganarse el perdón de los colombianos tiene que actuar consecuentemente y demostrar acciones de paz y no persistir en sus amenazas y restricciones a los periodistas”.

La vocera de Andiarios aseguró, asimismo, que “es preciso que los jefes de esa guerrilla aclaren esta situación que de ninguna manera puede repetirse porque atenta contra uno de los derechos que más protege la Constitución: el derecho a la información”.

Lea aquí: 'Flip se une a las voces de rechazo frente a hostigamiento del ELN a periodistas de El País'.

A estas voces de rechazo se unió Andrés Mompotes, subdirector de Información de El Tiempo, quien expresó que “este tipo de intimidaciones contra los periodistas deben ser rechazadas con contundencia no sólo por los medios, sino por toda la sociedad, ya que lo que está en juego es la libertad de expresión. El proceso de paz iniciado con el ELN le impone a este grupo la obligación moral de pronunciarse sobre estos hechos”.

Por su parte, el ministro de Defensa, Luis Carlos Villegas, dijo que “es inaceptable. Estamos en plena investigación de lo ocurrido. Hemos dispuesto de unidades adicionales para perseguir y capturar a los autores. Nuestra Fuerza Pública está lista para dar seguridad a los medios que nos la soliciten”.

Lo ocurrido

El miércoles, los colaboradores de esta casa editorial se desplazaron al corregimiento de Huisitó, zona rural de El Tambo, en el departamento del Cauca, con el fin de cumplir una misión periodística. La idea era constatar sobre el terreno las razones para el aumento de cultivos ilícitos en esta zona del país. El Tambo es uno de los municipios más afectados por los cultivos.

En el momento en que desarrollaban su tarea fueron abordados e intimidados por dos individuos armados con pistolas, que se identificaron como miembros del Ejército de Liberación Nacional, ELN. Los presuntos guerrilleros les inquirieron sobre las razones de su presencia en la zona, los retuvieron durante 45 minutos aproximadamente, tiempo en el que les hicieron preguntas y les advirtieron que debían contar con el permiso del ELN para movilizarse por esa región. Posteriormente los dejaron marchar.

Dos horas después, una vez realizado el trabajo de reportería y cuando se disponían a regresar a Cali, los mismos dos individuos, acompañados de un tercero, que empuñaba un fusil, hicieron detener el carro en que se movilizaban, identificado con los logos de El País y Q’hubo.

Con palabras amenazantes y gritos los hicieron descender. En ese momento fueron rodeados y despojados de sus equipos de trabajo, chalecos y cascos blindados con el logo de prensa (como exige el protocolo para cubrimientos de orden público), documentos personales y de identidad, teléfonos y memorias externas, entre otros. Luego de retenerlos, una vez más, por más de media hora los conminaron a abandonar de inmediato la zona.

El equipo periodístico se desplazó hacia El Tambo, ubicado a casi tres horas de Huisitó, donde la Policía y el Ejército les prestó seguridad en su ida hasta Popayán.

Atentados contra la prensa

El año pasado, según la Flip, se presentaron 216 ataques contra la prensa que dejaron un total de 262 víctimas. “En 2016, por primera vez en 7 años, no asesinaron a ningún reportero por causas asociadas a su oficio. Pero las presiones, amenazas, obstáculos y agresiones en general se han multiplicado. Con respecto al 2015, la cifra de ataques se incrementó en un 47%”, aseguró la Flip en su informe anual.

La Fundación para la Libertad de Prensa agregó que en 13 de estos casos los autores de las agresiones fueron miembros de la guerrilla
Entre esos hechos estuvo el secuestro de los periodistas Salud Hernández, Diego D'Pablo y Carlos Melo.

La primera fue retenida por el ELN cuando se encontraba haciendo un reportaje en el Catatumbo, Norte de Santander. Los corresponsales de RCN fueron plagiados en el momento en el que iban a cubrir el caso de Hernández.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Hoy: ELN cauca periodismo flip
Publicidad
Publicidad
Publicidad