Columnistas

El mejor profesor

Marzo 24, 2017 - 11:55 p.m. Por: Eduardo José Victoria Ruiz

Esta semana en Dubai, Maggie McDonell recibió el premio al mejor profesor del mundo por su labor educativa y de transformar la calidad de vida de los adolescentes esquimales en una aldea del ártico canadiense, con temperaturas inferiores a -20°. Los suicidios disminuyeron en el área y los jóvenes encontraron nuevos horizontes por la visión de la maestra McDonell.

Puse el retrovisor de mi vida para indagar quién fue ese profesor que me llevó a identificar fortalezas, posibilidades, corregirme, admirarlo; sin lugar a dudas ese personaje fue Gerardo Durán Materón, mi profesor de literatura. Con una vasta cultura, recio, duro, pero con una elocuencia que nos hacía terciar en los diálogos de don Quijote con su carnal Sancho, interpretar los personajes de las novelas rusas, enamorarnos con Verlaine o angustiarnos con Kafka. Su clase era un túnel del tiempo pero analizado por un sabio moderno. Con los años fue alcalde de Buga, en una apoca en la que ser humanista y hacer política se volvió exótico. Honrado, vertical y culto: imposible que la politiquería lo sintiera como uno de los suyos.

Sobre él, la exministra de Educación Maria Fernanda Campo dice: “Gerardo es mi maestro inolvidable… dejó en nosotros su impronta en la formación de nuestro carácter. Con sus discusiones nos enseñó a desarrollar pensamiento crítico, pero sobre todo con su ejemplo a ser buenos seres humanos, ciudadanos íntegros”.

La reconocida penalista Norma Myriam Bejarano opina: “Él me despertó el interés intelectual por la literatura a través de la enseñanza liberal, que yo apenas comprendía y que con el tiempo comprobé que fue para mi formación preuniversitaria, el mejor educador”.

Gloria Lucia Cifuentes, abogada y miembro de la junta directiva de Emcali: “Ser humano lleno de sabiduría que nunca fue egoísta y nos transmitió amor por lo bello; bueno, ético y leal”.

Hoy con quebrantos de salud, varias generaciones le rendimos homenaje a Gerardo Durán, a quien le deseamos larga vida para manifestarle eterna gratitud, admiración y ponerlo como ejemplo incuestionable del compromiso y entrega que lo hace merecedor del título de “nuestro mejor profesor”.

VER COMENTARIOS
Columnistas
Hoy:
Publicidad
Publicidad
Publicidad