Así se hará el desminado de los territorios de Pradera
Proceso de paz

default: Así se hará el desminado de los territorios de Pradera

El municipio vallecaucano fue priorizado por la Nación en el programa que ejecuta Halo Trust en el país desde el 2013.

Así se hará el desminado de los territorios de Pradera

Noviembre 11, 2016 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Así se hará el desminado de los territorios de Pradera

La vereda Orejón, municipio de Briceño, es una de las regiones del departamento de Antioquia donde se realizan labores de desminado humanitario lideradas por la organización Halo Trust.

El municipio vallecaucano fue priorizado por la Nación en el programa que ejecuta Halo Trust en el país desde el 2013.

Pradera será el primer municipio del Valle del Cauca que quedará libre de minas antipersonas, tras ser priorizado por el Gobierno Nacional en el programa de desminado humanitario que ya se ejecuta en otras zonas del país.

Así se quedó establecido este jueves por parte de la Gobernación, que informó igualmente los otros nueve municipios donde se desarrollará esta labor más adelante, dado que desde 1990 en la región se han contabilizado 256 víctimas (60 civiles y 196 militares) de estos artefactos.

Lea también: Pradera, primer municipio del Valle donde se hará desminado humanitario

[[nid:593050;http://contenidos.elpais.com.co/elpais/sites/default/files/imagecache/270x/2016/11/minado_valle.jpg;left;{}]]

Sin embargo, según precisó Chris Ince, director de Halo Trust, la organización más antigua de desminado humanitario en el mundo, en primera instancia la intervención solo se hará en la población de Pradera, de acuerdo a lo decidido por el Gobierno Nacional.

Precisó que el modelo que se aplicará en esa localidad del sur del Valle del Cauca será el mismo que se ha venido aplicando en el suroccidente de Antioquia desde el 2013 y que se aplicaría luego en otros  municipios afectados por ese fenómeno, entre los que se destacan especialmente Florida,  Pradera, Tuluá, Buga y Palmira.

[[nid:593049;http://contenidos.elpais.com.co/elpais/sites/default/files/imagecache/270x/2016/11/municipios_a_desminar.jpg;left;{}]]

“Es el mismo modelo que se trabaja a nivel mundial y básicamente consiste en contratar gente de las comunidades afectadas por las minas, la entrenamos de acuerdo con estándares nacionales e internacionales, de tal manera que se garantice que hay confianza en el proceso”, explicó Ince.

Así,  el primer paso de la intervención en Pradera consistirá en un trabajo de ubicación, “a través de un estudio que consiste en ir  casa por casa, vereda por vereda, identificando dónde están las minas”.

Luego -indicó el experto- se  priorizarán los campos de alto  impacto, que pueden corresponder a los localizados cerca de las escuelas o en los caminos por donde se transportan los productos de mercado, frente a los que implican bajo o mediano riesgo para la población.

“En estos se hace un proceso de señalización y marcación, y otro de educación en riesgo, hasta que podamos llegar allá”, anotó el director de Halo Trust.

De acuerdo con la información entregada por los expertos este jueves, en Pradera ya se inició el contacto con las comunidades indígenas asentadas en la localidad, que serán incluidas en la primera fase de ubicación de las minas antipersona.

El jefe de la Misión de desminado humanitario de la OEA en Colombia, Guillermo Leal, dijo que su entidad tendrá el reto de garantizar la calidad del trabajo a realizar por parte de los operadores o encargados del desminado y por las organizaciones de civiles.

¿Cómo se desactivan?

Según los responsables de la intervención, la técnica manual de desminado, que es la que se lleva a cabo en este tipo de terrenos, se caracteriza por ser lenta y metódica,  a fin de no poner en riesgo la integridad de persona alguna.

“Se usan unos detectores para saber exactamente dónde están (los artefactos) y, siguiendo la  jerarquía del proceso, si el desminador piensa que ha encontrado una, llama a su líder, y si este descubre que realmente lo es, le avisa al supervisor, y aunque todos están entrenados, finalmente es el oficial de operaciones el que los neutraliza”, precisó el experto.

Indicó que la destrucción se hace con “un jet  de agua a muy alta presión para asegurar que no se explote y después recolectamos los remanentes  y los destruimos de una manera muy segura”.

Ince destacó que el Departamento haya impulsado el que Pradera sea  priorizado a nivel nacional, puesto que la implementación de un posible acuerdo de paz con las Farc demandaría que se apoye el programa de  restitución de tierras en la región.

“Hay que asegurarse que  las tierras que se entreguen estén  realmente libres de sospecha de minas,  y que los desplazados puedan volver a hacer todo un proceso de desarrollo en esas tierras, lo cual implicará la regeneración socioeconómica de algunas zonas que habían sido olvidadas durante mucho tiempo”.

Con él coincidió Noralba García, secretaria de Convivencia y Seguridad Ciudadana del Valle, quien indicó que es muy importante la inclusión y recuperación de las zonas rurales de los municipios contaminados con minas antipersona para procesos de paz, de desarrollo y de recuperación agrícola.

Agregó que, en el Contrato Plan para  la Paz, el Departamento también solicitó la priorización de otros municipios del Valle en el programa nacional e internacional de desminado, lo que se espera que ocurra próximamente.

Entre tanto la secretaria de Gobierno de Pradera, Claudia Lucumí, destacó que ya se está trabajando en la focalización de las zonas de su localidad en las se ejecutará el proyecto de manera puntual y celebró la inclusión del mismo en el programa nacional.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
Hoy:proceso de pazvalle del caucapraderaminas antipersonales
Publicidad
Publicidad
Publicidad