valle

Por inundación, 290 estudiantes de Juanchito no pueden ir a clases

A pesar de no reportarse desbordamiento del río Cauca, las lluvias han ocasionado el rebose del sistema de alcantarillado en sectores aledaños a Juanchito.

Ese es el caso de la Urbanización Pereira, en zona rural de Candelaria, que amaneció con el agua por encima de los 40 centímetros.

La situación impidió el desarrollo de las clases en la Escuela Julia Saavedra de Villafañe, que atiende cerca de 290 estudiantes.

"Estamos con el agua dentro de los salones desde las 3:00 de la madrugada. Tuvimos que subir los libros y cosas que estaban a baja altura. Algunos enseres se dañaron porque estaban muy cerca al suelo", cuenta Luz Marina Echeverry, funcionaria de la institución educativa.

"Necesitamos que nos traigan una motobomba para que nos ayuden a sacar el agua", añade una vecina del sector.

El Secretario de Gestión de Riesgo del Valle, Jesús Copete, indicó que se atenderán las zonas afectadas, aunque resaltó que la inundación "no es por desbordamiento del río Cauca. El afluente mantiene las condiciones de alerta, pero no ha generado emergencias".

La emergencia hace parte de los estragos provocados por la ola invernal en el departamento vallecaucano y en gran parte de la región andina colombiana.

En la noche de este domingo, autoridades de Bomberos, Gestión de Riesgo de Cali y del Valle realizaron una jornada de verificación de las condiciones del río Cauca, que mantiene en un nivel por encima de lo normal producto de los intensos aguaceros en la cabecera.

Desbordamiento en Media Canoa

La CVC y la Secretaría de Gestión de Riesgo del Valle señalaron que sí se han presentado desbordamientos en el río Cauca en horas de la mañana de este lunes, en sectores como Media Canoa y la Laguna de Sonso.

Según la CVC, esta es la parte más baja del afluente en su recorrido por el Valle, por lo que era de esperar, tras las condiciones climáticas de los últimos días. Incluso, la entidad aseguró en un comunicado que en el caso de la Laguna de Sonso, "el desbordamiento del río es beneficioso".

Aunque no hay riesgos para los habitantes de Cali, las autoridades mantienen controles de verificación, pues la continuidad de las lluvias sí podrían generar emergencias en las zonas aledañas al jarrillón.

Según el Secretario de Gestión de Riesgo de Cali, Rodrigo Zamorano, “tenemos una creciente súbita del río Palo y eso hace que sumado a los caudales altos del río (Cauca), tengamos 893 metros cúbicos, que es un nivel alto-alto. Prácticamente, a un 1,80 metros de iniciar un desbordamiento. Sin embargo, con base en mediciones de los caudales, tenemos expectativas de que no aumentará el caudal que aporta el río Palo”,

VER COMENTARIOS

  Continúa Leyendo




Powered by