contenido premium
Las consecuencias legales de dejar abierto un traspaso de vehículo

Las consecuencias legales de dejar abierto un traspaso de vehículo

Hace unos días el joven bugueño Óscar Fabián Barrada vivió una pesadilla. En las redes sociales apareció una foto suya y se le acusó de robar a una mujer y huir en una motocicleta, según quedó consignado en un video.

Efectivamente, la motocicleta había sido de este joven, sin embargo, aclaró que ese vehículo lo había vendido años atrás, pero que nunca concluyó el traspaso de la moto con el nuevo propietario. Ya se había olvidado de ese negocio, hasta ahora, pero sin querer se metió en serios problemas.

No es el único caso. Algo similar le sucedió al economista Rafael Murillo, quien este año se sorprendió cuando le llegó una carta de cobro jurídico a su casa por el no pago de los impuestos de un vehículo. Se trataba de un jeep Suzuki que vendió en el año 1994 y cuyo traspaso de propietario nunca se hizo.

Lea también: Más de 32.000 conductores en problemas por traspasos abiertos en el Valle

“Fui a la Secretaría de Tránsito y pedí un certificado de tradición del carro y en ese documento no salió ningún pendiente y me informaron que debía ir a la Gobernación, entidad que me estaba cobrando los impuestos”.

La Gobernación del Valle le informó que no había pagado el impuesto automotor de los años 2013, 2014 y 2017 de ese carro y que él debía cancelarlos porque el carro estaba a su nombre. “Nunca pensé que después de tanto tiempo de haber vendido ese vehículo fuera a tener problemas. Tuve que pagar $750.000 porque el carro era de modelo muy viejo y, por lo tanto, los impuestos no eran tan altos, en este caso las sanciones eran más costosas”.

Este caleño, además, tuvo que asumir el cobro del traspaso del carro a persona indeterminada para evitar que el vehículo siguiera a su nombre.

Se estima que en Cali hay unos 8000 vehículos que fueron traspasados a persona indeterminada. Esto se hace cuando el propietario del automotor lo vendió a una persona que no aparece o que a su vez se lo entregó a otro ciudadano, del que tampoco se conoce paradero y nunca legalizaron la transacción. Deben transcurrir 3 años, desde la primera venta, para solicitar a la autoridad de tránsito el traspaso a persona indeterminada y se debe estar a paz y salvo de multas e impuestos.

Ricardo Herrera, subsecretario de Servicios de Movilidad de la Secretaría de Tránsito, explicó que generalmente las personas se ponen “las pilas” con el tema de los traspasos, pero cuando salen los líos, es decir, cuando les cobran multas, impuestos o peor, resultan involucrados en problemas judiciales.

“Hay razones de seguridad y jurídicas para que la gente no deje traspasos abiertos: por un lado, si usted hace el traspaso se libra de que le cobren multas o impuestos de carros que vendió. Por otra parte, se evita que lo acusen de irregularidades, por ejemplo, cuando cometen robos o crímenes en vehículos que estén a su nombre”.

Agregó que a veces, por ahorrarse unos pesos, quienes venden un vehículo prefieren dejar el traspaso abierto, sin pensar que pueden meterse en un lío que les resulta más costoso en el futuro.

El valor del traspaso es hoy de $260.000 y el de persona indeterminada $190.000 y se recomienda hacer los trámites personalmente.

Por su parte la Asociación Colombiana de Vehículos Automotores, Andemos, reitera que no se recomienda dejar los traspasos abiertos porque ello implica que no hay transferencia plena de la propiedad, “en consecuencia no hay una transferencia de los riesgos, es decir, que toda la responsabilidad sobre el vehículo es del propietario registrado en la respectiva autoridad de tránsito (impuestos, multas, delitos, etc.)”, manifestó Oliverio García, director de la entidad.

Según el Runt, el 44 % de los trámites de traspaso realizados en el país, hasta abril, fueron de automóviles, el 30 % de motocicletas y otro 13 % de camionetas.

127
mil 490 traspasos de vehículos se hicieron en el Valle en el 2017, según datos del Runt.
​22
mil 893 traspasos se hicieron en Cali entre enero y abril de este año. En el Valle van 41.284.
345
mil 974 traspasos se han hecho en Colombia entre enero y
mayo de este año.​
7152
traspasos se hicieron en Tuluá el año pasado, 7039 en Guacarí y 5024 en Cartago.

Se recomienda que antes de comprar un vehículo usado se verifique la información del mismo en la página runt.com.co, en la herramienta Histórico Vehicular.

Otro caso

Jaime Orozco es un caleño que en 1973 tenía un automóvil Simca que vendió a un amigo cercano y nunca hizo el traspaso. “15 años después me llegó una citación en la que me informaban de un embargo. Mi amigo había vendido el carro a otra persona”.

Para 1988 Orozco tenía cobros por impuestos e infracciones por más de $5 millones de un carro que para la época costaba $1.500.000. “El auto ya no era mío pero me tocó llegar a un acuerdo de pago por esa deuda”.

Tenga en cuenta que transcurridos tres años de haber realizado el traspaso a persona indeterminada, la autoridad de tránsito cancela la licencia de rodamiento del mismo.

Recomendaciones 

Si el vehículo que usted está vendiendo está matriculado en una ciudad diferente a la de su residencia no se confíe en que el comprador haga el trámite de traspaso. Lo recomendable es que el vendedor realice esa diligencia o le haga acompañamiento al nuevo dueño. Es posible que parezca aburridor el proceso, pero lo mejor es estar seguro que el trámite se completó de manera satisfactoria.

Aplazar el trámite de traspaso hasta que las partes tengan tiempo (vendedor y comprador) no es para nada recomendable. Lo mejor es que antes de que firmen la promesa de compraventa del vehículo se ponga a consideración el tema del traspaso y si alguna de la partes propone hacerlo después, lo mejor es que también aplacen el negocio. En varias ocasiones ha sucedido que el trámite se va prolongando en el tiempo y finalmente nunca se hace.

Si por razones de tiempo el vendedor no puede realizar el trámite de traspaso y le pide el favor a un familiar cercano que lo haga, la recomendación es que le haga seguimiento vía telefónica para que esté constantemente informado sobre la evolución del trámite.

Contratar los servicios de un tramitador es otra alternativa que se puede tener en cuenta si ninguna de las partes tiene tiempo para el trámite. En ese caso, la recomendación es que se contrate a una persona de confianza que genere tranquilidad a las dos partes.

El vendedor debe entregar el vehículo una vez la Secretaría de Tránsito haya expedido la tarjeta propiedad al nuevo dueño, pero como en muchas ocasiones no aplica de esa manera, se recomienda hacer un documento y autenticarlo.

VER COMENTARIOS

Queremos que siga disfrutando de los mejores contenidos. Es muy fácil:

Regístrese aquí

¿Ya está registrado?





Powered by