familia
Esto cuestan los tratamientos de las enfermedades crónicas a las EPS

Esto cuestan los tratamientos de las enfermedades crónicas a las EPS

La Universidad Icesi realizó un estudio durante tres años (2010, 2012 y 2014), titulado ‘Las enfermedades crónicas y el gasto asegurado en Colombia’ en el que revela que el 49 % del gasto total de una EPS se gasta en el 20 % de los afiliados que padecen enfermedades crónicas.

La idea de realizar dicho estudio surgió porque en Colombia no se tenían datos publicados respecto al gasto de las entidades de salud en pacientes con estas enfermedades. Por eso Sergio Iván Prada Ríos, doctor en economía, con doctorado en políticas públicas, director encargado del Centro de Estudios en Protección Social y Economía de la Salud-Proesa de la Universidad Icesi, junto a Melissa Pérez Castaño, investigadora junior del mismo centro, adelantaron un análisis con los pacientes pertenecientes a una Entidad Prestadora de Salud (EPS), que tiene aproximadamente 880.000 afiliados y el 80 % de los asegurados gana menos de tres salarios mínimos, y que cubre el Eje Cafetero, el Valle del Cauca y unos municipios del norte del Cauca, del régimen contributivo.

“El estudio se realizó con una sola EPS, ya que rara vez estas entidades comparten su información, así que pensamos, que por lo menos con una se podría dar alguna idea de por dónde iban las cosas”, resalta Prada.
El objetivo de la investigación era medir la prevalencia y el impacto en el gasto total de una EPS de las enfermedades crónicas, y para ello contó con la financiación del Departamento Administrativo de Ciencia, Tecnología e Innovación, Colciencias, bajo el proyecto de Joven Investigador.

Finalmente se evidenció que “80. 4 % de los individuos del análisis no presentaba ninguna enfermedad crónica en 2014, y les correspondía un gasto aproximado de 50. 6 %. En consecuencia, el 19. 6 % de los individuos afiliados a la EPS tenía al menos una enfermedad crónica y consumían el 49, 4 % de los recursos asignados a la EPS para aseguramiento en salud de todos los afiliados.

Por ejemplo, las personas con dos condiciones crónicas, que son el 3.5 % de los afiliados, demandaban el 13 % de los gastos de la entidad, y las que padecen tres y cuatro condiciones crónicas, representaban el 10 % del gasto en salud”, explicó el profesor Prada.

Para comprender mejor la estadística resalta que, son más las personas que tienen dos enfermedades crónicas, que las que tienen tres o cuatro. Es por eso que son menos las que representan el 10 %.

Es importante resaltar que las enfermedades crónicas, según el Instituto Nacional de Salud, son aquellas para las que no se conoce una solución definitiva y el éxito terapéutico consiste en consumo constante de fármacos, tratamientos paliativos (los que buscan prevenir o tratar los síntomas y efectos secundarios de la enfermedad) y los tratamientos para mantener a la persona en un estado funcional.

Las que más afectan al sistema de salud

Estas afectaciones tienden a ser de larga duración, resultan de la combinación de factores genéticos, fisiológicos, ambientales y conductuales, y principalmente están concentradas en adultos mayores. Pero las que más afectan al sistema de salud, según Prada son:

* Por frecuencia: diabetes, hipertensión y obesidad.

* Por alto costo: los diferentes tipos de cáncer y las enfermedades que deben ser tratadas con medicamentos importados de muy alto costo, y que deben ser aplicados de manera permanente hasta que la persona fallezca, como la artritis reumatoide.

Lea también: El 4 % de los colombianos tienen problemas de salud por la tiroides

La tasa de mortandad de estas condiciones es muy alta. De acuerdo con el Ministerio de Salud, entre 2005 y 2013, las enfermedades del sistema circulatorio fueron la principal causa de muerte y generaron 26.95 % de los fallecimientos masculinos y 33.90 % de los femeninos; las enfermedades del sistema circulatorio, las cerebrovasculares y el cáncer, aportaron el 16.13 % de todos los años de vida potencialmente perdidos (AVPP).

Los datos de dicho estudio se obtuvieron gracias a un convenio académico con la EPS para usar los registros contables de facturación y así identificar qué cantidad de usuarios tenía una enfermedad crónica y cuánto dinero paga la entidad para su tratamiento.

“Gracias a esto identificamos, para cada individuo que recibió al menos un servicio financiado por el sistema de salud, si tenía o no enfermedades crónicas y cuáles eran”, explicó Prada, quien también agregó que se identificaron 25 enfermedades crónicas para los afiliados de una EPS del Régimen Contributivo, durante los años 2010, 2012 y 2014 (el estudio se realizó de manera bianual, para observar nuevas tendencias).

Así, Prada y Pérez construyeron indicadores del gasto total de la EPS y las razones de crecimiento en el costo, debido a las enfermedades crónicas, encontrando que estas representan un gasto que crece de manera sistemática para un pagador en el sistema de salud, llámese EPS u otras entidades. “Por ejemplo, un paciente con una sola enfermedad crónica costó 2.6 veces más que un enfermo  de corta duración, en 2014 y uno con dos enfermedades crónicas 5.8 veces más”, aclaró el doctor Prada.

Con todos estos resultados se hace necesario que los aseguradores del sistema de salud colombiano desarrollen modelos de atención diferentes a los actuales para las enfermedades crónicas, si aspiran a sostenerse financiera y reputacionalmente ante la inminente tendencia al envejecimiento en Colombia.

Principales enfermedades crónicas

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud, OMS estas son las enfermedades cardiovasculares como los ataques cardíacos y los accidentes cerebrovasculares, el cáncer, las enfermedades respiratorias crónicas como la Enfermedad Pulmonar Obstructiva crónica (Epoc), el asma, y la diabetes.


El doctor Sergio Prada enfatiza en que si las personas mejoran sus hábitos de vida y se encaminan hacia lo saludable, tienen una proba-
bilidad más alta de prevenir las enfermedades crónicas y así evitar problemas con las EPS.

Además, resalta que la responsabilidad de la prevención está en cada uno. Para eso recomienda comer bien, hacer ejercicio, dormir las horas necesarias y no fumar, pues cuando se falla en los autocuidados, debe entrar el sistema de salud representado por las EPS a recuperar o al menos restablecer la calidad de vida del paciente con una atención integral. Idealmente actuando lo más rápido posible para evitar las com-
plicaciones que traen los problemas de diagnóstico a destiempo e inicio de tratamiento tardío.

El especialista dice que está comprobado que a largo plazo sale más caro un paciente complicado por retrasos en el sistema, que un paciente aten-
dido a tiempo, pero la situación financiera de las EPS es tan apremiante que no prima el corto plazo en sus decisiones.

Sin embargo, advierte Sergio Prada, el gobierno debe cambiar la manera en que paga la atención integral (diagnóstico y tratamiento) y la prevención de la enfermedad crónica. Debe crear los incentivos para volcar el talento humano hacia esas actividades, implementando la Política de Atención Integral en Salud, Pais, y el Modelo Integral de Atención en Salud, Mias.

VER COMENTARIOS




Powered by