mundo
Retención de Juan Guaidó aumenta tensiones del clima político en Venezuela
El presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela, el opositor Juan Guaidó, llegó al cabildo abierto luego de ser liberado por los miembros del Sebin que lo capturaron en la mañana por espacio de media hora.

Retención de Juan Guaidó aumenta tensiones del clima político en Venezuela

La confusa y breve detención que sufrió este domingo el jefe de la Asamblea Nacional de Venezuela (AN, Parlamento), Juan Guaidó, enrareció aún más el clima político en el vecino país, cuyos poderes Legislativo -el único que controla la oposición- y Ejecutivo se desconocen mutuamente.

Guaidó, del partido Voluntad Popular (VP), del líder encarcelado Leopoldo López, fue interceptado por agentes del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin) en la autopista que conecta Caracas con el costero estado de Vargas, adonde se dirigía para liderar un cabildo abierto, siendo retenido durante media hora, hecho que fue rechazado por el Gobierno Colombiano y el Grupo de Lima.


Del hecho se conoció a través de las redes sociales, cuando se divulgó un video en el que se aprecia a varios agentes tomar el control del vehículo que lo trasladaba y de su libertad y sy su esposa Fabiana Rosales escribió en Twitter: “Denuncio. SEBIN DETIENE A JUAN GUAIDÓ”.

Luego, ella misma daría la nueva noticia por la misma vía: “Agradezco a todos la inmediata reacción de apoyo ante el atropello de la dictadura contra mi esposo @JGuaido. Estoy ya con él. La dictadura no podrá doblegar su espíritu de lucha. Vamos rumbo al Cabildo Abierto”.

Lea además: Colombia respalda eventual presidencia interina de Guaidó en Venezuela

De igual forma, el presidente de la Asamblea Nacional envió un mensaje telefónico a sus colaboradores y compañeros de partido y escribió en lamisma red social: “Ya estoy en mi cuna, en mi estado Vargas. El régimen pretendió detenerme, pero nada ni nadie nos detendrá. Aquí seguimos adelante por nuestra Venezuela”.

Luego, ante cientos de personas que lo esperaron durante casi dos horas de retraso, y mostrando las marcas que le dejaron en las manos las esposas, gritó: “Están desesperados en Miraflores (sede del Ejecutivo), no saben quién da la orden”.


También contó que a los funcionarios que lo detuvieron les habló de “reconciliación” y “amnistía”, en referencia a una ley que debatirá el Parlamento para perdonar los delitos de altos dirigentes del chavismo, que gobierna Venezuela desde 1999.

“Ustedes, funcionarios, saben que (Nicolás) Maduro no protege a nadie, lo que sí protege es el Decreto de Ley de Amnistía de la Asamblea Nacional, lo que sí protege es el Estado de Derecho”, enfatizó.

Tras su discurso, que apenas superó los diez minutos, Guaidó les reiteró a los periodistas que los propios agentes le dijeron que estaban cumpliendo una “orden”, pero que “no sabían qué estaban haciendo”.

“Me secuestraron, estuvimos en un carro (...), me pude zafar del secuestro porque hay gente que cree en Venezuela”, relató emocionado en compañía de otros diputados opositores, su esposa y su madre.

Pero el Gobierno de Maduro, que confirmó el papel del Sebin en la detención de Guaidó, calificó el hecho como un “falso positivo”, al tiempo que abrió una investigación y destituyó a los agentes implicados.

El ministro venezolano de Comunicación, Jorge Rodríguez, aseguró que la retención del diputado fue un acto “unilateral” perpetrado por un grupo de funcionarios que fueron “destituidos” y “sometidos a los procedimientos disciplinarios estrictos”.

Según Rodríguez, los agentes implicados en el operativo “se prestaron para que se instalara este show”, al tiempo que adelantó que las autoridades van a “averiguar y establecer” responsabilidades al respecto.

Más tarde, el Gobierno venezolano dijo en un comunicado que investiga la participación del comisario del Ildemaro José Mucura en el suceso, a quien acusa por “nexos conspirativos con la extrema derecha” y por haber actuado “al margen de la Constitución y de la ley”.

Lea además: Colombia respalda eventual presidencia interina de Guaidó en Venezuela

Sin embargo, Guaidó dijo que la versión oficial demuestra que Maduro “ya no controla las Fuerzas Armadas”, lo que revela el “grave problema” que vive la institución castrense y denunció que, tras su detención, hubo “un claro golpe de Estado” al legitimo presidente de la Asamblea Nacional “y de toda Venezuela”, si bien nunca dijo de forma específica que asumía las competencias del Ejecutivo, petición en la que insisten simpatizantes de la oposición.


¿Presidente?

El viernes Juan Guaidó, el jefe más joven que ha tenido la Asamblea Nacional en su historia, pidió apoyo civil, militar y extranjero para asumir
el mando del Gobierno en Venezuela, en vista de la ilegitimidad que se le endilga a Nicolás Maduro.

Dos periodistas fueron acosadas

"Varios funcionarios del Sebin nos están rodeando en este momento con armas largas", denunció en directo Beatriz Adrián, corresponsal del canal de televisión colombiano Noticias Caracol, antes de ser retenida en Caracas, cuando informaba sobre la captura de Juan Guaidó.

Junto a ella se encontraba la periodista de CNN Osmary Hernández, quien también fue hostigada por miembros de la Policía venezolana cuando realizaba su labor.

Ambas, según informó el esposo de Osmary, también fueron liberadas poco después de ser retenidas. En su declaración con respecto a los hechos ocurridos el domingo en contra de Guaidó, el ministro venezolano de Comunicación, Jorge Rodríguez, también se refirió a la breve detención de las comunicadoras.

Según el funcionario, las periodistas estaban “buscando alguna foto para
continuar con su show mediático”. Las periodistas, por su parte, relataron que se habían acercado hasta la sede del Sebin para tratar de tener información en medio de la confusión generada por la retención del presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela.

Lea además: Colombia respalda eventual presidencia interina de Guaidó en Venezuela

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS




Powered by