sexualidad
Sexualidad: siete consejos clave para tener una buena erección
Según los expertos, una erección no tiene promedio de duración, pues todo depende del nivel de estimulación al que sea sometido el hombre.

Sexualidad: siete consejos clave para tener una buena erección

La erección tiene cientos de historias que giran a su alrededor. Inclusive, desde hace muchos años se conoce el relato de Priapo, una antigua divinidad de Grecia y Roma, representada como un pequeño hombre barbudo dotado de un gran pene.

Símbolo del instinto sexual, de la fecundidad masculina, protector de la naturaleza y guardián de las huertas y jardines, Priapo fue un personaje que, a pesar de su constante erección, era impotente. Inclusive, hoy se denomina priapismo a la dolorosa enfermedad que provoca la permanente erección del pene sin ser estimulado.


“Diferentes culturas han venerado el tema del pene erecto. La importancia más allá de la parte cultural es la reproductiva, pues para que haya una eyaculación dentro de la vagina tiene que haber una buena erección. Esto es algo que a los hombres les preocupa, y no es un tema que consideren solamente importante, sino que es visto como una obsesión y es allí donde pueden empezar los problemas”, afirma Ezequiel López Peralta, experto en terapia sexual.

Según los expertos, una erección no tiene promedio de duración, pues todo depende del nivel de estimulación al que sea sometido el hombre, entre más estímulo tenga, mayor será el tiempo de duración de la erección. Eso sí, si hay mucho preámbulo y bastante deseo sexual, pero no se produce una erección, hay que estar atento, pues esto podría ser un síntoma de graves problemas de salud.

“Si al hombre se le dificulta tener una erección, podría tener complicaciones de tipo orgánico y psicológico. Además, los pacientes depresivos, con hipertensión arterial o diabetes, estrés intenso, problemas de tabaquismo o alcoholismo y alteraciones hormonales, también son propensos a sufrir disfunción eréctil”, explica Frauky Jimenez Mazo, psicóloga clínica.

A continuación, y antes de que usted se lance a buscar un medicamento que no necesita para tener una buena erección, le compartiremos algunos consejos dados por expertos que le ayudarán a tener un buen resultado sin perder la firmeza a mitad del encuentro. Además, tenga claro que una buena erección no depende solo de usted, sino también de la comunicación y empatía con su pareja.

1. La posición es clave

Si al inicio de la relación sexual usted se siente cansado y cree que su erección no durará mucho tiempo, puede revitalizarla con un cambio de posición. Muchos hombres prefieren recurrir a la posición del ‘perrito’ para tener el mejor sexo de su vida, ya que le da mayor amplitud de movimiento.

Los expertos les recomiendan a los hombres hablar con sus parejas si se sienten cansados, pues es preferible contarles lo que está pasando, a tener otro encuentro sexual no muy grato.

2. Fantasías

Si durante el encuentro sexual usted siente que su erección pierde firmeza, es el momento ideal para recurrir a sus fantasías. Piense en lo que le gustaría hacer con su pareja. El efecto será mayor si usted se atreve a susurrárselo al oído.

Además, existe la posibilidad de que ella acceda a cumplir alguna de esas fantasías y la erección se prolongue.

3. Menos barriga

Aunque para muchos resulte difícil de creer, hay estudios que indican que con un abdomen cuya circunferencia mida más de un metro las erecciones pueden llegar a ser el doble de difíciles que en los que tienen 85 centímetros o menos.

No es un prejuicio: la anchura de la barriga está relacionada con la cantidad de grasa de las vísceras, que a su vez está unida a menores niveles de testosterona y a más inflamación, dos factores que arruinan el rendimiento del pene en un hombre a cualquier edad. Recuerde que la testosterona es la ‘gasolina’ del hombre.

4. Cero ansiedad

Sufrir de ansiedad es uno de los mayores problemas para los hombres al momento de tener una relación sexual, pues si se está ansioso el resultado es uno solo: hay erección muy leve o no la hay, así se esté muy excitado.

“Muchos hombres que sufren de ansiedad se concentran en su imposibilidad para penetrar, lo que conlleva una pérdida o ausencia de erección y muchas veces evitan la relación sexual para no experimentar este malestar”, explica Frauky Jiménez Mazo, psicóloga clínica.

La experta agrega: “Aquí la mujer debe entender al hombre y ayudarlo a superar el problema. Ella no debe creer que esta dificultad se debe a que él no la desea. Los dos deber ir al psicólogo y realiza un tratamiento de autorregulación emocional”.

5. También depende de ellas

Los expertos coinciden al afirmar que algunas mujeres dicen que la erección es un asunto solo de los hombres, sin embargo, aclaran que ellas también tienen mucho que ver.

“La erección es una respuesta a un estímulo que puede ser interno o externo, como lo es el contacto físico. La pareja tiene un rol muy importante y te debe provocar y seducir para lograr que poco a poco el pene se llene de sangre. Además, a medida que avanzamos en edad es
muy importante el estímulo externo como inductor a la erección”, explica el sexólogo Ezequiel López Peralta.

6. Sea fiel

Algunos hombres sueñan con tener dos parejas al mismo tiempo, pero el cuerpo pasa factura. Cuando una persona tiene dos parejas a las que debe satisfacer empieza a notar que no es igual que antes, así sus hábitos no hallan cambiado.

Engañar o llevar una doble vida suele provocar ansiedad. Debido a la culpa, el sistema nervioso simpático se prepara como si estuviera huyendo de un depredador. Esos nervios, aun contenidos, cambian químicamente el cerebro y frenan la liberación de los neurotransmisores encargados de ponerlo en marcha. Igualmente, si se tienen relaciones sexuales de manera seguida, llegará el momento en que el desempeño baje y, por lo tanto, las erecciones no serán las mismas de antes.

7. Tiempo para usted

Dese tiempo, al menos una vez al día para masajear muy suavemente sus partes íntimas durante 10 minutos.

Concéntrese especialmente en la base de su genital, de manera que se pueda reactivar el flujo sanguíneo uniformemente. El objetivo de este ejercicio no es conseguir una erección mientras lo realiza, únicamente es masajear para sentir a su pene, y que disfrute de todas las sensaciones que acompañan a esta técnica.

La unión entre la mente y el cuerpo es necesaria para conseguir una buena erección.

Lea además: Así es el millonario negocio de los juguetes y artículos sexuales

Conecta con la verdad. Suscríbete a elpais.com.co
VER COMENTARIOS




Powered by